Al llegar estas fiestas de Navidad he recibido las felicitaciones de un buen amigo. Sus emails no especificaban el lugar donde se encontraba y, como sabe que me gustan los misterios, me proponía que lo averiguara. Como la mayor parte de las pistas que me daba tienen que ver con el edificio románico más importante de esa localidad he decidido que sería un buen reto para mis alumnos que "casualmente" tienen que repasar estos días este tema. Después de varios correos tuve claro de qué lugar se trataba. Para que sea más fácil yo os ofrezco todas las pistas a la vez para que recompongáis el enigma.

El concurso consiste, por tanto en,

1.- Descubrir el edificio románico que se esconde tras estas pistas,

2.- Y encontrar las relaciones lógicas de todas las pistas, las ocho, que me ofrecía.

¡OJO! Creo que he sido claro, no vale sólo con descubrir el edificio, sino que hay que explicar cómo se ha llegado a descubrirlo y como encajan cada una de las pistas. Todas tienen sentido y por tanto hay que darlas una interpretación lógica o explicación. Por ejemplo, si la primera pista dice "1.-No es nuestra ciudad, pero ésta de la foto se encuentra a tan sólo 65 kilómetros de distancia y pasa junto a ella uno de los ríos más importantes del país." y aparece la siguiente foto...

...habrá que averiguar no sólo a qué ciudad pertenece y cuál ha sido la pista de la imagen que nos ha servido para reconocer esta ciudad, sino también si realmente nuestra ciudad está a esa distancia de la de la foto y el río que pasa por ella.

Sólo admitiré una respuesta por persona, por lo que la solución se enviará cuando se hayan resuelto todas las pistas, porque si no mandáis la solución completa habréis perdido vuestra oportunidad.

En este caso no importa el orden de llegada. El que  consiga descubrir correctamente el/los enigmas antes del viernes 13 de enero ganará DOS puntos para el control.

--------------------------------------------------------


Creo que no queda duda a cerca de quién fue el primero en contestar y en resolver correctamente la imagen escondida... Sergio Campana. El se lleva el honor de publicar y los dos puntos. Hago un refrito con sus apreciaciones y podéis ver en los comentarios el camino seguido para llegar hasta la solución. Merece hasta un tercer punto por lo detallado de las instrucciones y lo bien que ha resuelto cada enigma. Silvia también ha resuelto, aunque ha fallado en la primera pista, puesto que no se trataba de una panorámica de Milán sino de Padua, pero como su respuesta es meritoria por lo documentado se lleva 1,5 puntos pàra el control. Alejandra sí ha respondido a las ocho pistas y gana los dos puntos. Javier ha fallado la primera y ha omitido la octava por lo que sólo se lleva un punto.


Se trata de la catedral de Cremona (Italia)


1. La ciudad situada a unos 65 km de distancia a la que hace alusión la primera pista es la de Mantua, reconocible debido a la visión en la fotografía de la Basílica de San Andrés de la propia ciudad italiana, bañada por el rio Mincio (afluente del Po), que es el que aparece en la imagen.

2. Efectivamente a Cremona se le atribuye la invención del turrón, y esto es conmemorado todos los noviembres durante la Festa del Torrone en la Plaza Duomo, construyendo tortas de turrón con forma de torreón, como la que se realizó, según la tradición, para la boda en 1441 de los aristócratas lombardos Bianca Maria Visconti y Francesco Sforza y de la que deriva el nombre del turrón: torre, torrione, torrone en italiano y turrón en español.

3. La Torrazzo de Cremona que nos muestras en la imagen, leitmotiv del creador del turrón en la zona a juzgar por la segunda pista, es el símbolo de la ciudad con una altura de exactamente 112,7 metros. Siendo la tercera torre campanario de ladrillo más alta del mundo y la primera de Italia. Su altura es anunciada por una placa incrustada en la pared en la base de la propia Torrazzo, “250 armas y 2 onzas” que en el antiguo sistema de medición de las ciudades lombardas equivale a unos 111 metros.
La construcción de la torre, la cual enmarcas entre los siglos XIII y XIV se hace en cuatro fases: la primera que data de la década de 1230, la segunda, entre 1250 y 1267, una tercera en 1284, y la finalización de la torre en 1309, siendo a día de hoy la estructura de ladrillo más antigua superior a 100 metros que se mantiene en pie.


4. En el mundo cristiano el octógono en este caso y el número ocho en general tienen una connotación especial: el octavo día sería el de la Creación, y por tanto el del Bautista. Entonces, basándome en esto y en la lógica de este tipo de complejos dedicados a distintos fines religiosos, este edificio no puede ser otra cosa que un baptisterio. Muy alejado de los famosos baptisterios paleocristianos, este concretamente empieza a ser construido en 1167. Originalmente de ladrillo, actualmente está cubierto de mármol para que coincida con la fachada de la catedral.


5. El ábside mostrado en la quinta pista como apuntas es románico perteneciente a una planta basilical y una catedral (construida en el s. XII) muy diferente a la actual, trasformada por característicos cambios que hacen más singular este edificio y facilitan su reconocimiento. En primer lugar, su frente era una choza, como lo demuestran sus representaciones (incluyendo un sello municipal, que ahora se conservan en los Archivos del Estado), y la planta fue basilical sin crucero. El plano original estaría flanqueada por dos torres laterales, pero esta idea no se puso en práctica, tal vez a causa de la erección, en el lado de la fachada de una torre de campana más grande (Torrazzo).

Durante los siglos XIII y XIV se añadieron al crucero. No siendo exactamente una cruz latina, ya que la longitud es superior a la de crucero del cuerpo principal. Otras actuaciones se sucedieron en los siglos siguientes, la mayoría concentrados en la iglesia. Entre los cambios realizados en el exterior, existe en primer lugar la reconstrucción de la parte superior de la fachada, construida en 1491. Durante el mismo período, el arquitecto Lorenzo Trotti creó el nártex que conecta el Duomo de Torrazzo, terminado a principios del próximo siglo con la construcción de la logia renacentista llamado Bertazzola.


6. La fachada principal, vestida con mármol blanco de los maestros de Campione, se caracteriza por un gran rosetón central de Giacomo Porrati de Como (siglo siglo XIII). El frente se alivia con una logia de dos plantas, roto por la mitad por el pórtico coronado por un elegante pórtico de tres arcos, que albergan las estatuas de Sant’Imerio, la Virgen María y Sant’Omobono. Los dos leones que sostienen las columnas del pórtico son obra de Juan Bono de Bissone.


Las intervenciones ajenas al románico a las que aludes, son principalmente del Renacimiento. La parte superior de la fachada; en 1491 se levanta un ático con cuatro nichos. Las dos ramas (norte y sur) de las transepto también una fachada. La del brazo norte se completó en 1288, pero se reanudó en 1319 para reparar los daños de un terremoto, mientras que el brazo sur se completó en 1374. Ambas partes están en forma de cabaña, con la cúspide relevado por una galería con arcos, una roseta rosetas grandes centrales y dos laterales ligeramente más pequeño. Todo el edificio está coronado por pináculos varias de inspiración nórdica. Tres dominan la fachada norte, la fachada sur de tres, dos y dos complejos ábside de la fachada principal, para un total de diez. La fachada principal originalmente poseía tres: los cambios en el Renacimiento dio lugar a la matanza de la aguja central y la construcción de la torre de estilo Bramante.


7. Esta penúltima pista descarta bastantes localizaciones del edificio en cuestión. Ya que el mostrar un león (leone stiloforo) es bastante elocuente en cuanto a la zona a la que puede pertenecer la construcción. Además de acotar el lugar geográfico ayuda a adivinar en qué tipo de edificio (en cuanto a su finalidad) se encuentra. Ya que sabiendo que el soporte de la columna es un león (símbolo de fortaleza) se puede entender que el edificio se trata de una iglesia o catedral por diversos motivos relacionados con el cristianismo: El león representaría la fuerza que está guardando el espacio sagrado. El león, de acuerdo con los bestiarios medievales es también un símbolo de Cristo, por muchas razones: Cristo es llamado "el león de la tribu de Judá". Cristo resucitó después de tres días, al igual que los leones (ya que se creía que los leones nacieron muertos y volvían a la vida a los tres días). Además el león es majestuoso y fuerte, pero con un pelaje suave en la espalda (como Cristo es el Hijo de Dios, pero al mismo tiempo es un hombre).


8. Completando la fachada se encuentra la placa que nos facilitas como la última de las pistas, con una inscripción, sostenida por los profetas Enoc y Elias, en la que se fecha la fundación de la catedral 1099. En dicha inscripcion se incluye, posiblemente con posterioridad, una frase laudatoria con el nombre del escultor Wiligelmus. En la placa fundacional se puede leer: “ANNO DOMINICE INCARNACIONIS MILLESIMO CENTESIMO VII, INDITIONE XV, PRAESIDENTE DOMNO PASCALE IN ROMANA SEDE, VII KALENDAS SEPTEMBRES, INCEPTA EST AEDIFICARI HEC MAIOR AECCLESIA CREMONENSIS. CONTRA MEDIA VIDETUR. AENOC ELIA”. Parte de este texto produce debate, ya que la frase “contra media videtur” puede dar lugar a pensar en una crítica en cuanto la prematura consagración del edificio.